Get Adobe Flash player
23 Septiembre 2012, Lima Templo, Fabio Padilla
 
Vamos a ver el fracaso no en una forma negativa, sino para sacarle provecho.
Hay un libro que se llama EL LADO POSITIVO DEL FRACASO (autor John Maxwell), el cual he tomado como base.
Todos nos hemos sentido frustrados, mal, por el fracaso.
 
Pregunta: ¿POR QUÉ UNOS TRIUNFAN Y OTROS SON MEDIOCRES?
¿Por el trasfondo familiar? No, porque crecer en una buena familia no te asegura el éxito y no fracasar.
¿Porque han tenido dinero? No, porque muchos hombres de gran éxito provienen de familias pobres.
¿Porque han tenido oportunidades? No, porque las oportunidades están para todos, estamos bajo el mismo cielo.
¿Porque no ha tenido dificultades como yo? No, porque cada persona exitosa ha aprendido a esquivar la dificultad.
¿Por su nacionalidad o grupo étnico? No, porque en todas las razas, culturas y naciones encontramos gente exitosa.
 
Entonces ¿CUÁL ES LA RAZÓN?
Es su percepción y reacción al fracaso.
Resulta que hay gente que cuando se topan con un fracaso se rinde, mientras que otros toman tiempo y reaccionan.
EL FRACASO ES UN ASUNTO INTERNO.
 
2 Timoteo 1:7: Pues Dios no nos ha dado un espíritu de timidez, sino de poder, de amor y de dominio propio.
Dios nos ha dado todo por dentro, para enfrentar la vida aun con los fracasos, con las cosas que no salen bien.
 
¿Qué actitud debemos tener al fracaso? Hay gente que tiene falta de contentamiento.
 
1 Timoteo 6:8: Así que, si tenemos ropa y comida, contentémonos con eso.
Contentamiento: Actitud hacia la vida. No necesariamente tener dinero.
 
Eclesiastés 2:1-11: 1 Me dije entonces: «Vamos, pues, haré la prueba con los placeres y me daré la gran vida.» ¡Pero aun esto resultó un absurdo! 2 A la risa la considero una locura; en cuanto a los placeres, ¿para qué sirven? 3 Quise luego hacer la prueba de entregarme al vino —si bien mi mente estaba bajo el control de la sabiduría—, y de aferrarme a la necedad, hasta ver qué de bueno le encuentra el hombre a lo que hace bajo el cielo durante los contados días de su vida. 4 Realicé grandes obras: me construí casas, me planté viñedos, 5 cultivé mis propios huertos y jardines, y en ellos planté toda clase de árboles frutales. 6 También me construí aljibes para irrigar los muchos árboles que allí crecían. 7 Me hice de esclavos y esclavas; y tuve criados, y mucho más ganado vacuno y lanar que todos los que me precedieron en Jerusalén. 8 Amontoné oro y plata, y tesoros que fueron de reyes y provincias. Me hice de cantores y cantoras, y disfruté de los deleites de los hombres: ¡formé mi propio harén! 9 Me engrandecí en gran manera, más que todos los que me precedieron en Jerusalén; además, la sabiduría permanecía conmigo. 10 No le negué a mis ojos ningún deseo, ni a mi corazón privé de placer alguno, sino que disfrutó de todos mis afanes. ¡Sólo eso saqué de tanto afanarme! 11 Consideré luego todas mis obras y el trabajo que me había costado realizarlas, y vi que todo era absurdo, un correr tras el viento, y que ningún provecho se saca en esta vida.
Salomón está escribiendo al final de sus días. Su conclusión es que todo es absurdo.
Este hombre por más que hizo y deshizo, estaba vacío. No tenía contentamiento, sabiendo que contentamiento es aceptar con gratitud lo que hoy tienes que Dios te ha dado. Esta actitud te ayuda a enfrentar de manera diferente el fracaso.
Nuestras posesiones no reflejan nuestro éxito, como lo que no tienes tampoco lo refleja. El tener dinero o no tenerlo no refleja que hemos triunfado.
 
Veamos que no es contentamiento. CONTENTAMIENTO NO ES:
- Esconder sus emociones. No expresamos lo que pensamos. Si esperabas más y te sientes frustrado, exprésalo.
- Resignarse a una mala situación.
- Conformarse a la situación actual (conformismo). Decir: ya fue.
- Tener una posición. A veces se cree que con tener un título, o la posición es lo que nos hace.
- Tener posesiones. Si tus posesiones determinan tu contentamiento, tu concepto está mal.
 
Una actitud que tiene que mantenerse en el tiempo.
 
EL CONTENTAMIENTO VIENE DE:
- Esperar lo mejor, no lo peor, tiene que ver con fe.
- Ser optimista a pesar de lo que veo, de lo que pasa, etc.
- Ver las soluciones, y no los problemas.
- Creer en Sí mismo, desde la perspectiva de la Biblia y no del mundo, que te dice que todo está en ti, tú puedes.
- Guardar la esperanza. Un paso a la vez, día a día avanza. Tiene que ver con el ánimo de querer ser mejor.
 
¿En que radica el fracaso? (muchas veces en nuestra vida).
¿Es usted un rehén de su pasado? 
¿Es usted una persona atrapa por su pasado?
 
SEÑALES DE NO HABER SUPERADO EL PASADO.
- Comparación. Habla mucho de cuanto ha sufrido.
- Racionalización. Se excusa o se justifica por lo que paso. Tratas de poner gente de tu lado.
- Aislamiento. Se aparta de cuantas personas puede, huye. No quiere dar la cara. La presión del grupo (sobre todo en la iglesia) hace que se quede atrás.
- Remordimiento. Vive con tristeza, condenándose por lo sucedido.
- Amargura. Vive lleno de hostilidad. Extremadamente susceptible. Constantemente está buscando hacer lio. Una persona amargada.
 
Si no sueltas el pasado, ¿con qué mano agarras el futuro?
 
PASOS PARA DEJAR EL PASADO ATRÁS:
- Reconozca el dolor.
- Llore la pérdida.
- Perdone a la persona(s) que te han lastimado. ¿Qué significa perdonar? La muestra de que yo he perdonado es que cuando lo recuerde, ya no me duele. Perdonar es remitir tu dolor a la cruz. ¿cuesta? Si cuesta. ¿Toma tiempo? Si toma tiempo. Si se puede perdonar.
- Perdónese a sí mismo. Cada vez que se acuerda, se siente frustrado, eso significa que no se ha perdonado.
- Decida liberarse del suceso y seguir adelante. No va a poder seguir adelante si sigue anclado a heridas y no perdona, no va a poder seguir adelante.
- Entregue el asunto a Dios y pídale fortaleza para avanzar. Entréguelo a Dios hasta el día que ya no duela.
 
Ejemplo de Juan Marcos.
Hechos 13:1-13. Juan Marco abandono a Pablo y Bernabé.
Hechos 15:37-39. Pablo y Bernabe discutieron por Juan Marcos, y tal fue la discusión que se separaron. Pablo pensaba que Juan Marcos era un fracasado.
 
2 Timoteo 4:11. El tiempo paso y Pablo le dice a Timoteo lo que se indica este verso. Pero, ¿Qué paso? Podemos concluir: Marcos supero el pasado y la ofensa y era catalogado una por sus detractores como fiel y que valía la pena trabajar con él.
 
Hubo un cambio en la vida de Marcos, no se queda anclado en el suceso de Panfilia. Seguramente perdono a Pablo, pero Pablo también debió perdonarlo y tiempo después pudieron trabajar juntos en el ministerio
 
Marcos había superado aquello que lo hizo abandonar la primera vez y ahora, era considerado como alguien fiel y útil para el ministerio.
 
SACA PROVECHO DEL FRACASO:
- Aprende lo que el fracaso te dejó.
- Corrige lo que el fracaso implicó. El fracaso es el resultado de una cadena de acontecimiento. Corrige esta cadena.
- Reanuda, porque el fracaso terminó. 2 Corintios 5:17. Volver a intentarlo y no por el mismo camino. Esta es la señal que ha terminado este tiempo de fracaso.
 
Apuntes realizados por Toño Peyrone